Frenos Generales

Mantenimiento preventivo y correctivo de sistema de frenos

Este servicio se debe realizar desde cada 10,000 kilómetros, dependiendo del tipo de automóvil y de las condiciones de manejo del mismo. Este servicio incluye lo siguiente:

El material que produce el frenado suave y rápido va perdiendo vida con cada frenada. Este material tiene un grosor original de 8 mm a 1.2 cm dependiendo de cada auto y por lo general pierde su grosor entre los 10,000 y los 20,000 km. Cuando el grosor es de 2 a 4 mm es recomendable el cambio. En CCS utilizamos materiales de tecnología de punta y las marcas más reconocidas en pastillas para frenos

En este caso los frenos pueden utilizar pastillas iguales a las de los frenos delanteros o BANDAS, dependiendo del auto. Las BANDAS tienen una vida original de 4 mm a 6 mm. Por lo general, los frenos traseros pierden su grosor en el doble de tiempo y/o kilometraje que los frenos delanteros ya que el frenado se distribuye en 65% en los frenos delanteros y 35% en los frenos traseros. En CCS utilizamos materiales de tecnología de punta y las marcas más reconocidas en pastillas y BANDAS para frenos traseros.

  • LA RECTIFICACIÓN DE LOS DISCOS Y CAMPANAS, pese a lo que se piensa, es indispensable para un buen servicio de frenos. Entre otras cosas ayuda a lo siguiente:

-Obtener una superficie lisa, libre de quemaduras en la que las pastillas o BANDAS nuevas tendrán un asentamiento correcto y una mayor durabilidad.
– Eliminar la vibración lateral que los discos producen al frenar a altas velocidades, transmitida al volante del conductor como una condición de mal balanceo.
– Eliminar la vibración vertical que los tambores producen al frenar a altas velocidades, transmitida a la carrocería en su parte trasera como una condición de mal balanceo.
– Evitar que el automóvil sufra un amarre incontrolable en un frenado brusco, al no tener una superficie plana y bien balanceada en discos y/o tambores.

  • REVISIÓN GENERAL DEL SISTEMA: Esta revisión puede salvarlo de reparaciones costosas o de graves accidentes. Los puntos a revisar son los siguientes:

– Fuga en cualquier parte del sistema: Cualquier fuga provocará que el pedal de frenos se vaya a fondo y el automóvil no pueda ser detenido.
– Vida de las mangueras y tuberías de frenos: Con ello se previenen fugas o quebraduras que pueden ocasionar que el sistema deje de funcionar.
– Ajuste de válvulas controladoras de frenado: Aunque en teoría no deben fallar, es importante que en cada servicio sean revisadas para evitar cualquier anomalía en el frenado.
Sensores del sistema ABS: Es importante revisar su buen funcionamiento y su correcta conexión y limpieza, ya que cualquier falla

provocará que el sistema ABS entre en un modo de protección, desactivándose. En el tablero se leerá “ABS”. Si esto sucediera visítenos cuanto antes.

  • LAVADO DE INYECTORES: El lavado de inyectores es crucial ya que la función de estos, es introducir combustible atomizado directamente al motor. Todas aquellas impurezas de la gasolina que no son eliminadas por el filtro de gasolina se van acumulando en los inyectores además, debido a que estos están ubicados cerca de las cámaras de combustión del motor también se produce carbón que tapa la salida de gasolina lo que provoca que no se lleve a cabo correctamente la atomización para la mezcla de gasolina y aire. Todo ello provoca que el vehículo pierda potencia, que consuma más gasolina, que produzca contaminantes, que se generen explosiones y genera ralentí inestable. Se recomienda lavar los inyectores en promedio cada 10000 km.
  • LIMPIEZA DE LA VALVULA PCV: PCV (Positive Crankcase Ventilation) o Ventilación Positiva del Carter. Esta válvula es la encargada de reciclar los gases generados en el interior del motor para que sean reingresados a las cámaras de combustión y no arrojados al medio ambiente como antes se acostumbraba. Esta válvula al igual que los inyectores, sufre carbonización por lo que su función se ve interrumpida. A la vez es importante revisar el sistema de vacío del automóvil. Esta limpieza debe hacerse al menos cada 10000 km.
  • LAVADO DE GARGANTA: Las partículas de aire sucio que llegan a pasar por el filtro de aire y la carbonización producida por calor, así como los gases introducidos por la válvula PCV tapan y atascan el funcionamiento de la garganta. Se recomienda realizar este servicio cada 10000 km.
  • INSPECCION DE SENSOR MAF: Este sensor debe ser revisado y limpiado con el remplazo del filtro de aire. La importancia de este sensor consiste en que es el encargado de informar a la computadora la cantidad de aire que esta ingresando al motor para llevar a cabo la mezcla correcta de aire y gasolina.
  • INSPECCION DE VALVULA RALENTI: Esta válvula es normalmente lavada y ajustada junto con el lavado de garganta. Es la encargada del control de marcha lenta del automóvil.
  • REVISION DE CABLES DE BUJIAS: Los cables de bujías sufren carbonización por el paso constante de corriente por los mismos. La resistencia del carbón contra el metal es mucho mayor, por lo que los cables deberán estar en óptimas condiciones para evitar trastornos al sistema de encendido de la computadora.